#25S, crónica de una “batalla campal”

El día 15 de septiembre, durante la manifestación de los sindicatos en Madrid, cuatro personas fueron detenidas por llevar una pancarta con el lema “25S Rodea el Congreso” (noticia I).

 

El 19 de Septiembre, la policía desalojó el Centro Social Ocupado Casablanca en el que estaba la sede de BiblioSol, el centro documental y la biblioteca de Acampada Sol, con más de 10.000 libros, de los que se recuperaron sólo 200.  Se detuvo a una persona. (noticia II)

http://www.youtube.com/watch?v=kfw4DARgBKU

 

20 de Septiembre, 8 personas que habían participado en  asambleas relacionadas con el 25S fueron imputadas y llamadas a testificar ante la Audiencia Nacional por presunto delito “contra altos organismos de la Nación” (noticia III).

Previamente la policía había irrumpido en varias ocasiones en estas asambleas para identificar a los asistentes. (noticia IV).

http://www.youtube.com/watch?v=lnpjQAk4Ip8

 

Estas actuaciones policiales podrían parecer relativamente normales e inconexas, pero si se leen atentamente estas noticias después de estudiar el trabajo de fin de master del comisario jefe de los Mossos de d’Esquadra David Piqué i Batallé sobre Seguridad Pública, parece razonable pensar que todas ellas iban encaminadas a calentar un ambiente ya de por sí caldeado de cara al 25S.  Una sola frase de este trabajo puede ser sumamente reveladora (y rebeladora):

“Incluso si la concentración o manifestación, que es lo que estamos hablando, no se prevé bastante violenta, se puede llegar a provocar un poco, con detenciones poco justificadas y nada pacíficas unos días antes para calentar el ambiente.”

Más detalles sobre el trabajo del comisario David Piqué:

http://15mtomalaplazaalicante.org/historico/2012/09/26/modus-operandi-como-opera-la-policia/

Por si esto fuera poco hemos podido comprobar que dentro de un reducido grupo de violentos había al menos 3 infiltrados de la policía:

http://www.youtube.com/watch?v=EaCzbQwJ3kw

 

Y para rematar la faena, denuncian e intimidan a la prensa:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *